Tierra de brumas de Cristina López Barrios
Los superviventes de Jimina Sabadú
La muerte juega a los dados de Clara Obligado
La muerte juega a los dados de Nélida Piñón

En estas fechas abundan las recomendaciones literarias, lanzadas como sugerencias para disfrutar con la lectura del tiempo de descanso o como ideas para posible regalo de Navidad. Sea con uno u otro objetivo y pensando en satisfacer los gustos más variados -tanto como los tipos de lectores- me permito dejar aquí una decena de propuestas, basadas en criterios como la diversidad de géneros (literarios en este caso) como en su paridad (hablando ya del género de l@s autor@s y para ser ecuánimes). Y si esto no es criterio suficiente, puede que también influyan las filias, cercanías y simpatías por algunos de los seleccionados, lo que no es incompatible con la sincera recomendación de su lectura.

Así, podemos asomarnos a esa “Tierra de brumas” (Plaza y Janés) de Cristina López Navarro. Una Galicia rural y boscosa, cercana al realismo mágico y con el aire de Wenceslao Fernández Flores, de nuevo con mujeres nada convencionales y entre amores tan imposibles como fatales. Todo a través de una saga, la de las Mencía, predestinadas a ser locas, reinas, santas o borrachas.

Siguiendo con la novela y en un contexto más actual no os perdáis a “Los Supervivientes” (Algaida) protagonistas de la obra con la que Jimina Sabadú ha obtenido el Premio Ateneo Joven de Sevilla. Una novela social, contemporánea, que retrata nuestra sociedad a través del microcosmos de un colegio privado madrileño algo decadente y a punto de cerrar.

Transparente de Rosario Troncoso
Bares qué lugares de Jesús Barroso

Quienes prefieran los relatos tienen para elegir, con los que la argentina Clara Obligado reúne en “La muerte juega a los dados”(Páginas de Espuma), un libro que puede leerse de forma lineal, formando una especie de novela, o saltando de un relato a otro, asomándonos a historias con puntos y personajes en común.. Toda una mezcla de géneros que va de la novela negra a la romántica, pero también con mucho de la tradición realista o social, y con diferentes tiempos verbales y voces narrativas.

Por su parte, la brasileña Nélida Piñón también nos ha traído este año otra colección de cuentos en “La camisa del marido” (Alfaguara), un libro de relatos que nos sumerge en el complicado universo de las relaciones familiares, a menudo trágicas y asfixiantes y que aparecen aquí como hilo conductor, demostrando que la familia nos da alegrías pero también puede matarnos. Muy propio para estas fechas de reuniones y reencuentros.

Y si optamos por la Poesía, la andaluza Rosario Troncoso firma “Transparente” (La isla de Siltolá) donde muestra la intimidad sin tapujos, con poemas sobre los sentimientos, tanto desde los que nacen entre la pareja hasta aquellos que relacionan a la autora con el entorno social, con todos sus conflictos de nuestro tiempo.

Poesía también es lo que nos trae Jesús Barroso en “Bares, qué lugares” (Círculo Rojo) todo un recorrido tan geográfico como sentimental, desde aquellos bares de pueblo o de los primeros encuentros de amigos hasta los más cosmopolitas.

Novelas, con mucho humor, es lo que nos dejan otros dos autores andaluces. Daniel Ruiz García firma “Todo está bien”(Tusquets), una sátira sobre la política a partir de una noche de victoria electoral que se convierte en toda una pesadilla para un consejero que, llevado por los excesos y tras su encuentro con una prostituta, iniciará su particular descenso a los infiernos.

Por su parte, Manuel Valderrama Donaire nos acerca a “El hombre de perfil” (PezSapo) en otra sátira -en este caso sobre el mundo de la cultura y los medios de comunicación- con una multitud de narradores para completar el puzzle del personaje principal, en lo que es también un repaso crítico a nuestra sociedad actual, la fama y el prestigio.

Todo irá bien de Daniel Ruiz García
El hombre de perfil de Manuel Valderrama
Malemort, el impotente de Guillermo Roz
Pronto será de noche de Jesús Cañada

También tenemos novelas de corte histórico como la del argentino Guillermo Roz, que nos trae a “Malemort, El Impotente”(Alianza Editorial) con la peripecia de la fundación de una colonia francesa en la Argentina de finales del XIX, de la mano de un hombre herido de amor, vilipendiado y sólo sostenido por el amor propio. Un periplo individual, que refleja toda una aventura colectiva: la de los inmigrantes que poblaron las tierras del otro lado del charco.

Y para terminar una de terror contemporáneo, “Pronto será de noche”(Valdemar), del andaluz Jesús Cañadas. Una road movie en la que personajes desesperados no logran avanzar en su huida del Fin del Mundo, atrapados en un gigantesco atasco en una autovía hacia el Sur de España.

Afortunadamente, lo que llega no es el Fin del Mundo, sólo el Fin de Año. Un 2015 que nos ha deparado muy buenos libros de los que os dejo aquí estos diez, esperando que los disfrutéis.

Que al menos el nuevo año, y lo que venga, nos coja leyendo.

A Viky Román le decimos Vickypedia, porque lo sabe todo además de ser una de las mejores periodista especializada en cultura que podríamos tener en Mujeres valientes.

Uso de cookies

Mujeres Valientes utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies